Lo que le hizo un animal a esta niña

En lo que la prensa local catalogó como un "ataque de terror", una pequeña infante de solo ocho años pudo sobrevivir al incidente de un perro de raza pastor de Anatolia.

Esta raza de perros es fruto del cruce de varias razas originarias de Turquía, dando como resultado hembras de hasta 55 kilogramos y machos de 65 kilogramos en su etapa adulta.

La niña sufrió lesiones abrumadoras pues "prácticamente fue MÜT❙L₳D₳ como una muñeca de trapo", con varios huesos rotos e incluso carne desprendida de su brazo izquierdo. La gran bestia tiró a  la niña identificada como Annabell Rowdon al suelo en un repentina agresión por parte del canino.

La infante de solo ocho años quedó con heridas garrafales después de que el enorme pastor de Anatolia la MÜT❙L₳R₳.

El incidente tuvo lugar en Horseheath, un pueblo ubicado en Cambridgeshire, Inglaterra. El perro le arrancó parte del antebrazo izquierdo hasta que el entrenador a cargo del canino y el abuelo de la niña Steven Rowdon, de 63 años, la lograran separar de la gran bestia para ponerla a salvo.

De manera inmediata la trasladaron a la sala de urgencias del Addenbrookes Hospital, donde requirió cinco horas de cirugía al día siguiente.

Luego de la toma de las radiografías, los médicos se percataron de que ambos huesos del antebrazo de Annabell Rowdon estaban rotos y que sufrió nueve cortes profundos.

Ahora la estudiante de escuela básica se está recuperando en casa, sin embargo, puede que más adelante necesite más cirugías.

Aunque el tratamiento va bien y la niña sonríe, el ataque la ha dejado conmocionada a su familia. Los furiosos padres de la menor cuestionan al supuesto entrenador, quien le permitió que el perro "se descontrolara tanto".

Gracias a la prensa local, sabemos que la madre de Annabell, Sonia Rowdon de 34 años, emprenderá acciones legales contra los dueños del pastor de Anatolia una vez que sean identificados los dueños.

Asimismo, sobre este ataque, la tutora declaró que si el perro la hubiese tomado de la cara, el estómago u otra parte vital de su cuerpo, podría haber afectado de sobremanera sus órganos internos. Lo que los hubiese puesto en una situación completamente diferente a la que están viviendo.

De acuerdo con las declaratorias iniciales, Annabell Rowdon había pasado el fin de semana con su abuelo Steven y lo había acompañado a un curso de entrenamiento para perros reactivos en un campo de juego en Horseheath.

Fue allí donde la bestia tuvo una "pequeña oportunidad" con su pastor alemán antes de que los dueños alejaran a sus perros. Unos minutos más tarde, el otro perro supuestamente se alejó del dueño y se abalanzó sobre la indefensa infante de solo ocho años, la cual estaba parada cerca del lugar.

La policía de Cambridgeshire dijo que ya se encuentra investigando el incidente que ocurrió en el campo de juego ubicado al sur de Inglaterra.

Detallaron que el incidente tuvo lugar a plena luz del día, a las 10:00 horas del pasado 11 de junio. Steven Rowdon agregó que es común "escuchar que un perro le quitó la vida a un niño, pero rara vez escuchas hablar de otros niños que son MÜT❙L₳D0S  por estas cosas".

Por su parte, un portavoz de la policía local explicó que ellos acudieron al llamado que se les hizo alrededor de las 10:20 horas del pasado domingo 11 de junio.

Recibieron la información de que una niña de Linton Road, Horseheath, había sido atacada por este pastor de Anatolia, y ahora se han planteado el delito que el dueño recibirá por permitir que un perro esté peligrosamente fuera de control.

Subir